Aulas de 2 años

Aprender experimentando

El proyecto parte de la realidad inmediata de los niños, en el cual ellos son los protagonistas directos de su aprendizaje, fomenta su participación activa y autónoma, desarrollando al máximo sus capacidades individuales y ajustándose a las características personales, necesidades, intereses y estilo cognitivo de cada uno.

Objetivos de aprendizaje

Los contenidos que se trabajan en el aula de 2 años hacen especial hincapié en:

  • La adquisición de hábitos elementales de salud y bienestar.
  • Mejorar las destrezas motrices y habilidades manipulativas de los alumnos/as.
  • El desarrollo de lenguaje y expresión de sentimientos y emociones.
  • El establecimiento de vínculos afectivos con los demás, tanto con los adultos como con sus iguales.

La madurez de los niños y niñas es un proceso continuo que se produce a diferentes ritmos, debiendo adaptar dicho desarrollo a las necesidades individuales de cada uno.

Ámbito de experiencia

Los ámbitos de experiencia que se atienden en este 1º ciclo son:

  • El desarrollo del lenguaje como centro del aprendizaje.
  • El conocimiento y progresivo control de su propio cuerpo.
  • El juego y el movimiento.
  • El descubrimiento del entorno.
  • La convivencia con los demás.
  • El equilibrio y desarrollo de su afectividad.
  • La adquisición de hábitos de vida saludables que constituyan el principio de una adecuada formación para la salud.

Metodología

La metodología que se va a usar en este primer ciclo es a través de la experimentación con el propio cuerpo de todos los objetivos y contenidos a aprender, además de trabajar las inteligencias múltiples a través de una estimulación temprana (bits de inteligencia, música, etc.)

Debemos tener presente que este nivel tiene como finalidad satisfacer las necesidades físicas, afectivas, cognitivas y sociales de nuestros alumnos y alumnas esto lo vamos a conseguir creando un clima cálido y seguro, donde los niños y niñas llevarán a cabo un conocimiento gradual del entorno adquiriendo todas las destrezas necesarias para desenvolverse en él.

Conscientes de la importancia de la educación emocional, trabajamos el mundo de las emociones, sentimientos y valores a través de pequeños cuentos y de situaciones cotidianas y cercanas.

Damos mucha importancia a la creatividad del niño, haciéndole partícipe de las propuestas para el aula.