“El maestro Juan Martínez que estaba allí”, es otra acertadísima recomendación de nuestra experta Pilar de Cecilia. Reeditada por Asteroide cómo parte de la  Obra completa (2020)  del periodista y escritor  Chaves Nogales( Sevilla 1897- Londres 1944) . Periodista injustamente condenado al olvido por no resultar  provechoso para los intereses políticos ni  de unos ni de otros , por mantenerse fiel a  la libertad de contar las cosas tal  cómo son y no cómo una determinada  ideología pretende que sean.

Esta novela en clave de reportaje nos cuenta de primera mano  los inicios de la Revolución Rusa de 1917, el fin del Imperio  zarista, la llegada del bolchevismo y la sangrienta guerra civil que enfrenta a los nostálgicos del Imperialismo ,  los bolcheviques y los nacionalistas ucranianos.

A nuestro protagonista , el bailaor flamenco Juan Martínez ,la toma del poder por los bolcheviques le coge “en Moscú,  vestido de corto, bailando en el tablado de un cabaret y bebiendo champán a todo pasto”. Pero pronto comienzan las requisas, asesinatos, delaciones,  control de los soviets e interminables colas para conseguir unos alimentos inexistentes. Desde  San Petersburgo a Kiev pasando por Moscú y acabando en Odesa, Juan Martínez con su inseparable compañera  Sole  nos va relatando con mil detalles cotidianos  los terribles sucesos de los que fue testigo en estos primeros años del siglo XX que cambiaron no sólo las fronteras sino el alma de Europa.

No faltan en esta narración episodios graciosos que aligeran el dramatismo del relato,  así como infinidad de  personajes pintorescos: espías alemanes, príncipes rusos, chequistas asesinos, malabaristas sicarios, especuladores y artistas de todo tipo y condición. Unos reflejan la grandeza del ser humano, su heroísmo y generosidad.  Y otros dejan ver la  crueldad y miseria a la que conduce el odio hacia el otro.

Mientras todo esto va sucediendo, Juan Martínez  se afana en hacer lo que mejor sabe, que es bailar y agudizar el ingenio  para ganarse la vida y no perecer de hambre y frío en un país desolado por la guerra. Su vida corre peligro  y en varias ocasiones está a punto de morir a manos de unos y  de otros.  Su conclusión es de un sentido común aplastante “Asesinos rojos o asesinos blancos ¿Qué más da? Todos asesinos”.

Animaos a leer este interesante y sencillo  testimonio de unos ojos que vieron la historia tal cómo fue porque el maestro Juan Martínez estaba allí.

Ana Nava